I GORBEIA SUZIEN LASTARKETA – 2012
16243
post-template-default,single,single-post,postid-16243,single-format-standard,bridge-core-2.3.1,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-22.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive

I GORBEIA SUZIEN LASTARKETA – 2012

I GORBEIA SUZIEN LASTARKETA – 2012

Después de la lluvia caída en los días anteriores, el sábado amaneció muy frío pero sin previsiones de lluvia. El ambiente en Zeanuri era espectacular, entre la gente que participaba en la marcha y los que lo hacíamos en la carrera, tomamos esta localidad.
 
 
Afortunadamente, la organización lo tenía previsto todo y la recogida de dorsales se realizó en el frontón, lo que nos permitió cambiarnos tranquilos. Como la mañana era fría me puse los manguitos aunque luego en la salida, me los terminé quitando, al final estás tan en la carrera que todo sobra. Como es habitual, una pequeña riñonera donde llevar algún gel y alguna barrita energética, no suele hacer falta pero nunca se sabe cuando viene el bajonazo y tenemos que estar prevenidos.

 

Llegaba la hora de la salida y no nos movíamos ninguno del calor del gimnasio, a pesar de ello comencé a calentar porque sino luego no hay quien pueda mover las piernas. Lo complicado de este tipo de pruebas, es precisamente eso, mañanas frías, primer kilómetro llano muy rápido y en seguida uno de los primeros desniveles fuertes del día.


En la zona cerrada de salida, nos juntaron a todos a las 9:00 para rendir un pequeño homenaje a Alex Txikon con el correspondiente aurresku de honor, la verdad que se te pone los pelos de punta. Hace mucho tiempo que no subía a Gorbea desde Zeanurí y tenía ganas de empezar a correr. Por fin sobre las 09:15 se dio la salida, con una participación de aproximadamente 350 corredores para disputar una prueba de 1.750 metros positivos y una distancia total de 28 kilómetros.

Como es habitual, ritmo fuerte de salida y en seguida fuerte desnivel de subida en asfalto. Dejamos el asfalto y por sendero descendente en los primeros metros y ascendente a continuación llegamos a SAN JUSTO km. 2,8. A partir de aquí, comienza una fuerte y conocida subida por un bosque precioso. Para mí esta es la zona critica de la carrera, donde tiras a tope y ya se verá o donde reservas pensando en lo que queda. En mi caso, tenía las piernas bastante tocadas de las palizas que llevan ya esta temporada y subí a ritmo, manteniendo pero sin forzar. A toro pasado, os diría que podría haber subido mucho más fuerte pero os mentiría, lo que vale son las sensaciones de las piernas en el momento de la carrera no después, cuando el cerebro borra lo malo y se queda con lo bueno.

Tras superar el primer escalón y atravesar la barrera que lo delimita no encontramos con una zona intermedia con mucho barro y donde había que tener un poco de cuidado para no hacernos daño, todavía era pronto y los sentidos no estaban a tope. tras un patinazo que otro llegamos a la pista que lleva hacia las campas de Arraba. Menuda cantidad de gente que había en esta parte de la carrera. No recordaba que este camino fuera tan pendiente y tan larga, decidí hacerla corriendo a ritmo constante para quitármela cuando antes. Al fin llegamos a las campas de ARRABA km. 7,3. El paso hacia Eguiriñao, tiene la piedra muy desgastada y con el paso de tanta gente resbalaba mucho pero gracias a que los participantes de la marcha nos iban dejando el camino bueno pasamos muy bien. Cuando llegas al refugio de Eguiriñao y miras hacia arriba que decir, menuda cuesta. La solución tirar para arriba y disfrutar de las vistas que nos permite un día tan estupendo como el del sabado. Llegue a la cruz de Gorbea en hora treinta y siete minutos aproximadamente, GORBEIA km. 11,0. Un gran beso a la amatxu de Begoña y para abajo, que nos esperan en Zeanuri.

Un vez, descendido de la cima y el cruce de los caminos que viene de Gopegui o Zarate, comenzó una bajada de fuerte pendiente, piedra redonda y grande que dificultaba bajar rápido. Una vez en el bosque comenzó el barro, aunque aquí todavía no era muy profundo, para ir tomando contacto, en seguida llegamos a MAIRULEGORRETA km. 14,3. Precioso, no conocía el entorno y me encantó, la verdad que me encontraba un poco desubicado, lo que hace andar, siempre por los mismos sitios.  La llegada hasta ZENIGORTA km. 17,5 se hizo bastante cómoda y de ahí para abajo, ahora si que empezaba lo bueno, barro y más barro hasta LANBREABE km 23,5. Ya no quedaba nada, solo superar la última cuesta de la jornada que como tantas otras poco a poco a buen ritmo la dejamos atrás, al llegar a su parte más alta gran alivio y a tope hacia Zeanuri. El último kilómetro de asfalto, lo pude hacer bastante bien, todavía quedaba ritmo en las piernas.

Y por fin la meta y la familia esperando para disfrutar juntos de este momento.


Era una prueba que la he esperado con mucha ilusión y que quería correrla aunque no estaría en mi mejor momento de la temporada. Y la corrí y la disfruté mucho mucho. Muchísimas gracias a la organización y a todas las entidades que nos han permitido poder disfrutar de este entorno tan maravilloso y mágico. Mucho animo a todos y a preparar la del año que viene. Finalmente el tiempo fue de 03:27:39 y el puesto absoluto 125 de 323 participantes. Gracias a todos.

Un saludo
Aitor

No Comments

Post A Comment