KM VERTICAL desde ARRIGORRIAGA
16193
post-template-default,single,single-post,postid-16193,single-format-standard,bridge-core-2.3.1,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-22.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive

KM VERTICAL desde ARRIGORRIAGA

KM VERTICAL desde ARRIGORRIAGA

En Bilbao, tenemos la gran suerte de contar con un monte de 995 metros a lado de casa. Se trata del Ganekogorta, el cual yo recomiendo subir a todas las personas que nos visiten y que sean apasionados de los paisajes. Es un auténtico mirador natural, pudiendo ver en todo su esplendor: el mar (Puerto de Bilbao), la Sierra Salvada, el macizo de Gorbea, el Duranguesado o el macizo de Aizkorri por citar alguna de las maravillas que se pueden contemplar.
 
Desde muy niños aprendemos a identificar en el horizonte las cimas más emblemáticas, alguna de las cuales ya habremos subido y otras con las que soñaremos en subir. Para un niño es un continuo descubrimiento y es el germen para un futuro amante de la aventura. El Ganekogorta, al igual que el Pagasarri son dos montes que las ves desde cualquier parte de Bilbao, siempre te acompañan y son muy importante para todos los bilbainos.

En esta ocasión, vamos a subir al Ganekogorta por Bentako Erreka Auzoa en Miravalles, aunque nuestro punto de inicio y final va a ser Arrigorriaga. Existen muchas subidas, pero esta que os cuento me gusta especialmente por lo espectacular de su recorrido y por las fuertes pendientes que hay que correr, es un itinerario muy interesante para ir midiendo nuestro estado físico y mental. Alguna de las pendientes, con las que nos encontramos requieren de mucha preparación física pero sobre todo mental (solo ver alguna de las pendientes, invita a no subir).

A continuación os presento los datos más significativos, del itinerario:

Distancia: 24 Km
Desnivel: 1285 metros + / 1283 metros –
Pendiente máxima 32,9% / -31,8%
Pendiente media 10,3% / -9,9 %

Duración: 2h, 44 min 47s


En este itinerario se encadenan, siguiendo el mismo cordal: Pastorenkorta (596 metros), Pagasarri (641 metros) y Ganekogorta (999 metros).

Mis horarios para poder entrenar, son bastante ajustados y entre semana aprovecho la hora de la comida para en lugar de comer – correr y aprovechar a comer mientras corro, vamos un auténtico lió. Pero es que el trabajo con los entrenamientos no encajan especialmente bien, sobre todo cuando trabajas en el sector de las tecnologías y la innovación donde el horario de trabajo no tiene fin. Terminas tarde en la oficina y continuas en casa hasta la madrugada. Antes aprovechaba para ir a correr a las 5:30 de la mañana pero es que ahora, lo más probable es que me haya ido a la 01:00 o 01:30, así que al mediodía, siempre que no estoy de viaje, aprovecho.

Ahora en Julio y Agosto la jornada de oficina acaba a las 15:00 así que aprovecho para entrenar. Lo malo es que coincido con el periodo de mayor calor y fuerza del sol, así que tengo que andar con precaución. De hecho la semana pasada, intenté hacer este itinerario en un día de sol (entorno a 37-38 grados al sol) y el Pastorenkorta me destrozó y llegué al Pagasarri con las alarmas encendidas, un gel y abundante liquido lo resolvieron, pero no me atreví a seguir.

Este martes, misteriosamente cambio el tiempo y cayó una tormenta enorme y bajaron varios grados la temperatura. Había quedado para correr con un buen amigo pero al final no pudo encajar el horario así que decidí probar. Existían muchas posibilidades de tormenta pero eso se resuelve con un chubasquero. Así que prepare la mochila, la hidratación, los geles y me puse música de GATIBU, todo perfecto.


El itinerario lo iniciamos en Arrigorriaga (50 m) y tomamos el paseo del rió en dirección Miravalles. Pasamos por debajo de la autopista y por debajo de la carretera general. A partir de aquí tenemos unos 3 Kilómetros que discurren por el arcén de la general en dirección Miravalles (mucho cuidado que la carretera es muy peligrosa). En poco tiempo, pero un poco asustado por los coches, llegamos al Polígono Txako y vemos a nuestra derecha una entrada que indica CATONAJES INTERNACIONALES.

Cruzamos la general con mucho cuidado y pasamos por debajo de la vía del tren, nada más cruzar tomamos a mano derecha una carretera ascendente (MARKIO AUZOA). Nada más empezar, la carretera se inclina y ya no dejará de hacerlo en los próximos kilómetros. Dejamos viviendas primero a la derecha y luego a la izquierda, seguimos por un bosque de eucaliptus hasta llegar a una zona sin árboles, donde hay un poste de alta tensión. Aquí aparece una pista que no abandonaremos ya. Tras unos kilómetros de largas cuestas llegamos aun collado donde aparece un letrero que indica San Pedro de Abrisketa (creo que está ya cortado por el avance de la cantera). Nosotros sin embargo seguimos de frente por la pista principal.

Nada más girar nos encontramos con una de las partes más duras de este itinerario, tres rampas de gran desnivel, entorno al 33% de máxima que debemos afrontar con ganas y cabeza. Las dos primeras yo las cojo, por la zona de tierra y piedras en lugar de por el asfalto. En la última no hay alternativa y tras un par de falsas cimas, llegamos a la parte más alta.

Si subirlo es duro, no es menos en este caso bajarlo. Cuidado en la parte final con la piedra suelta y el desnivel. Una vez en el collado de Pastorenkota directos al Pagasarri, tres cuestas importantes (comparadas con las de antes parecen toboganes) y ya hemos llegado al buzón del Pagasarri. En la cima, hay mucha niebla así que con cuidado y siempre hacia la izquierda seguimos el corda y llegamos al inicio de una bajada de gran pendiente y con el suelo muy irregular. Al final de la bajada, entre la niebla aparece a nuestra izquierda la pista que nos lleva al pie del Ganekogorta. La niebla ha aumentado y la visibilidad es nula, la humedad es elevada y comienza a llover finamente. No son malas condiciones para afrontar la primera gran cuesta que no llevará al primer hombro (donde se encuentra la torre de alta tensión). El camino entre la niebla se encuentra bien, en cualquier caso hay plantados a lo largo del recorrido unos arboles que nos limitan el camino.

La subida como siempre muy dura, empieza hacer mucho frió y la niebla cada vez es más espesa, de vez en cuando me cruzo con alguna vaca que ni se inmuta cuando paso. Por fin y después de un ultimo tramo duro, salgo al cordal de la cima y aquí no veo ni a un metro, ya no queda nada, llego al buzón, beber y para abajo.

La bajada, es muy rápida y técnica, más hoy que no se ve nada. Al llegar a la base, vuelvo por la pista por la que había venido y esta vez en lugar de volver a subir al Pagasarri, lo bordeo, por una pista que me lleva al collado de Pastorenkorta (cuidado hay dos bajadas muy rotas, el suelo parece un puzzle de rocas, todas diferentes). Cojo la pista que indica Arrigorriaga y tras dejar a la izquierda la cantera, llego al barrio de Goriko.

A partir de aquí, ya por carretera asfaltada hasta Arrigorriaga, donde me espera una buena ducha y un poco de arroz para rellenar los vacíos almacenes. Espero que os haya gustado  y que podáis disfrutar, cada uno a su ritmo de este itinerario tan bello y duro.

Track Itinerario – SUUNTO AMBIT 3 SPORT

Un saludo
Aitor





No Comments
  • Jose Luis Lopez
    Posted at 16:25h, 25 julio Responder

    Somos unos privilegiados teniendo en la puerta de casa estas montañas. Es dificil desde niño s no sonar con subir ahi arriba.
    el pastorenkorta cuando lo descubri madremia, te pone las piernas tiesas.
    Un placer leerte.

Post A Comment