Ciclo Indoor. Un complemento perfecto
16059
post-template-default,single,single-post,postid-16059,single-format-standard,bridge-core-2.3.1,ajax_fade,page_not_loaded,,no_animation_on_touch,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-22.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive

Ciclo Indoor. Un complemento perfecto

Ciclo Indoor. Un complemento perfecto

Bicicleta Ciclismo Indoor BH SB3 Magnetic H919N
Cada vez es más frecuente encontrarme en la planificación semanal de mis entrenamientos una jornada de bicicleta indoor. En la época del año en la que estamos que ya ha comenzado el fuerte viento y el frío se agradece poder hacer un entrenamiento de intensidad a cubierto.

Afortunadamente hace ya unos años compré una bicicleta estática de la marca BH (concretamente la indicada en la foto) para casa. A la hora de comprar este tipo de máquinas hay que prestar gran atención en el ruido que puedan hacer cuando estás realizando la actividad. Actualmente podemos encontrar bicicletas con sistema de freno magnético que sin ser de las denominadas “profesionales” no hacen prácticamente ningún tipo de ruido y no molestan ni a los vecinos, ni a tu propia familia.

En mi caso, antes de comprar esta máquina hacía las sesiones de bicicleta indoor, en un rodillo de aceite (nivel muy bajo se ruido) y con la bicicleta de carretera a la que le solía cambiar la rueda trasera habitual por una más básica. Sobre todo, el desgaste grande se lo llevaba la cubierta, la piñonera y no tanto la rueda, pero es mucho más cómodo y rápido cambiar la rueda completa que cambiar la cubierta cada vez que se hace la actividad. El problema del rodillo es que el espacio que ocupa junto con la bicicleta es mucho mayor que con una estática. Podrías montarlo cada vez que vas a hacer el entrenamiento, pero realmente resulta muy poco cómodo.

El entrenamiento de ciclo indoor te permite trabajar fundamentalmente tu capacidad aeróbica y anaeróbica sin el impacto que supone correr. Es cierto que muscularmente trabajan otros músculos y que incluso pueden ser opuestos a los que se trabaja en la carrera a pie, pero si la bicicleta se combina con unas sesiones específicas de fuerza en gimnasio pueden ser muy beneficiosas para atletas que compitan en pruebas de alta intensidad, pero muy mantenidas en el tiempo, como pueden ser: carreras de montaña de larga duración, bicicleta de carretera o montaña y triatlones en sus diferentes distancias.

En mi caso concreto, cuando preparas carreras de ultra distancia, estamos hablando de carreras por encima de los 100 Km, el obtener el mayor rendimiento en cada entrenamiento es fundamental. Quiero decir, no nos podemos pasar todos los días corriendo 5 o 6 horas o haciendo tiradas de 50 Km, nuestros cuerpos reventarían así que los días que tenemos este tipo de entrenamientos tenemos que dar el 100% y para ello tenemos que llegar descansados, aunque no hayamos parado de entrenar en toda la semana.

Los entrenamientos de ciclo indoor generalmente suelen ser de recuperación, si acabamos de competir y estamos limpiando toda la destrucción muscular que ha generado la carrera realizada o interválicos si lo que queremos es realizar un trabajo anaeróbicos de alta intensidad. Estos últimos ayudan a subir nuestro umbral de pulsaciones y a acostumbrar a nuestro organismo a trabajar alto y de forma más eficiente. Los ritmos y las pulsaciones de un corredor de 100 millas no son los mismos que las de un corredor de 1.500 o 5.000 metros pero en determinados momentos de la carrera, los ritmos de una forma planifica suelen elevarse bien porque queremos quitarnos de encima alguna ascensión que si la haríamos a un ritmo más bajo se haría infinita o bien en una zona de transición llana o de bajada porque queremos aprovechar el desnivel positivo para quitarnos kilómetros y así ganarle un poco de tiempo al total de la prueba. Para poder hacer este tipo de cambios y ajustes a lo largo de la carrera debemos tener una buena capacidad anaeróbica pero también una buena aeróbica que nos permita recuperar a nuestro cuerpo a un ritmo más bajo como si antes no nos hubiéramos pegado el calentón.

En los siguientes posts, hablaremos más en detalle de los tipos de trabajos intervalicos que podemos acometer, así como el equipamiento que empleo habitualmente durante un entrenamiento de ciclo indoor.

Un saludo
ultrarunnerdreams
Aitor
No Comments

Post A Comment